Hoy en día tres de cada cuatro guatemaltecos viven bajo la línea de pobreza. La mayoría de la gente trabajadora, lucha para satisfacer las necesidades básicas de sus familias, especialmente en comunidades rurales indígenas. En estas aldeas, donde la producción de alimentos es la base de la economía, ocho de cada diez niños sufren desnutrición crónica.

Es por eso que trabajamos en las regiones más pobres de Guatemala para ayudar a pequeños agricultores y sus familias a que puedan disponer de más comida en su mesas y más dinero en sus bolsillos.

En cooperación con líderes de la industria agrícola como Disagro y Mosaic, HELPS está conectando pequeños agricultores con los recursos que necesitan para impulsar y diversificar la producción de cultivos.

Con la formación de expertos, nuevas tecnologías y préstamos sin subsidio, los agricultores participantes generan un mayor rendimiento en sus cultivos, construyendo un patrimonio y estabilidad para sus familias y comunidades.

Impacto del Programa

146

comunidades por toda Guatemala son parte del programa hoy en día.

$550

dólares es el promedio de ingreso adicional para cada familia de agricultores en el programa.

3x

veces es el impulso en el rendimiento del cultivo de maíz que ocurre en las comunidades participantes.

17,440

pequeños agricultores han sido parte del programa desde su lanzamiento en el año 2006.

2,048

familias de agricultores participaron del programa el año 2019.

  • "Mis vecinos y yo sembramos nuestros cultivos sin tener todo el conocimiento que necesitábamos. Con las capacitaciones, hemos aprendido a aprovechar nuestro suelo y nuestro espacio. Ahora, estamos mejorando nuestra cosecha y estamos aumentando nuestros ingresos."
    JUÁN JOSÉ CARBÓN
    PARTICIPANTE DEL PROGRAMA DE AGRICULTURA + LÍDER DE COMUNIDAD
Español
Haz tu impacto